Menú

Dafne Benjumea

“Ni fuimos, ni somos, ni seremos héroes”

Andalucía al Día, Alondra Galopa
Alondra Galopa durante su concierto en el Mercado del Diseño de Madrid

Los característicos e identificativos sonidos de la banda granadina Alondra Galopa inundaron el Centro del Diseño del Matadero de Madrid este pasado fin de semana. El dúo, formado por Juan Antonio Salinas y Mónica Navarro, nos concedió unos minutos tras la prueba de sonido y esto fue lo que nos contaron.

En Alondra Galopa, ¿Quién es quién?,¿quién es Alondra? y ¿quién es Galopa?

J.A. Somos el conjunto de los dos. Cuando empezamos hace cuatro años ella venía de un mundo musical diferente al mío y yo diferente al de ella. Yo venía más de bandas indie, rock, punk y ella venía más de musicales, teatro… y era como mezclar dos especies e intentar que resultara coherente. Nuestro camino es un intento de homogeinizar ambas partes.

¿Cómo os conocistéis?, ¿cómo fue la creación de Alondra Galopa?, ¿Un día entre bares como suelen nacer este tipo de proyectos?

J.A. Es triste decirlo pero fue entre bares (risas).
M. Pero yo tengo que decir que la idea la tenía J.A ya, me lo propuso una vez y pasó el tiempo.Un día me llamó, tenía algunas cosas ya realizadas, las probamos, y así fue, probando, probando… surgió.

En cuanto a la parte musical, ¿qué influencias, de qué bebe Alondra Galopa tanto internacional como nacionalmente?, ¿qué géneros?

J.A. Yo creo que el procesado de toda la influencia a lo largo de toda nuestra vida. No tenemos veintitantos ya y no hay una banda actual de moda ni a nivel nacional ni nternacional que marque una línea. El proceso puede ser de bandas de punk, pop, clásicos como D. Bowie, The Beatles, Los Rollings… es una forma de sintetizar lo que todo esta música me ha aportado a lo largo de mi vida y ahora sale esto. No sé porqué ni sé cómo, pero no hay una banda de una línea actual a la que seguir, porque creo que iría en contra un poco de mi forma de ver la música y de lo que critico actualmente. Hay muchas bandas que son hechas en serie y como que les falta personalidad.

Pero sois de Granada y Granada no pasa desapercibida en el panorama indie. Tenemos a finales de los 80 a Los Planetas, a finales de los 90 a Lori Meyers… no sé, se identifica mucho la palabra indie con Granada. ¿Eso tiene que ver también con vosotros?

J.A. Quizás tiene que ver que seamos de Granada, no nos han echado de allí todavía (risas). Pero creo que no, lo mismo que te estoy diciendo, son bandas que respeto, me encanta que Granada sea un núcleo a seguir, pero no nos queremos asemejar a ciertas bandas con las que no comulgamos en estilo.

M. Yo creo que nosotros no tenemos nada que ver, hemos tomado otro camino.

Es decir, seguís unas líneas no tan generales, huís de “lo comercial”

J.A. En principio, sí, pero no como norma. La norma básica nuestra es que lo que hagamos nos guste a nosotros. Depués si dentro de lo comercial, gusta más, pues no lo vamos a rechazar, pero que el inicio de esta línea musical sea los que nos sale, no hay ansia de éxito como primera norma.

Vamos a hablar de vuestro tercer disco. En el 2012 sacásteis Abriendo alma y mente, en el siguiente Voy a intentar olvidarlo todo y en el 2015 Ni fuimos, ni somos, ni seremos héroes. Este disco fue grabado en los estudios de FJ. Romero y editado por The Borderline Music. Un título bastante existencial, ¿qué buscáis en el receptor?

J.A. Bueno, es una forma de bajar a todo el mundo de esa nube ( M. a la tierra), que todos nos morimos, hasta Bowie ha muerto este año, que era el héroe (risas). También es una frase que surge de una de las letras de una canción del disco, que es la única letra prestada de un amigo que es poeta. Nos gustó mucho la frase: Ni fuimos, ni somos, ni seremos héroes. Es una forma de entender que la humildad vaya por delante.

El disco tiene dos vertientes, se ve tanto la de Juan A. como la de Mónica. Una siente una atmósfera oscura que la envuelve y una voz melódica y esperanzadora que le saca de allí. Las letras son muy simples y repetitivas, como si quisiéseis llegar siempre a la idea. Eso, ¿por qué?

J.A. Porque no hay que darle vueltas, ¿no? (risas).

M. A ver, las letras son importantes. Partimos de una idea de una emoción y de ahí vamos construyendo sin que sea una letra interminable porque musicalmente y vocalmente buscamos más los estímulos. No queremos contar una historia de principio, desarrollo y final sino a partir de una idea, dejar entrever algo con lo que que cualquiera se pueda sentir identificado.

Mónica, háblame un poco de la canción Dos rayitas.

M. (Risas). La gente en la primera lectura es muy mal pensada (risas).
J.A. La segunda lectura es más bonita.
M. Es agridulce, es muy personal pero ya que la canción está incluida en el disco, debemos explicarla. Es una historia que le pasa a todas las mujeres. Embarazos fallidos. Dos rayitas habla de cuando te haces un test de embarazo, da positivo y salen dos rayitas.

Hay algunos sencillos que ya están a la luz como El hombre desde las estrellas, tributo a David Bowie, Palabras sucias o Perdi el hilo para lo que sería ya el siguiente disco. ¿Cómo veis este nuevo disco?

J.A. Todo surgió porque estábamos montando un estudio propio y una forma de arrancarlo y hacer pruebas era ir sacando singles. Cumplimos entonces dos objetivos, dar pequeños adelantos a la gente que nos pueda seguir y terminar de controlar todos los ámbitos del estudio, tanto en acústica, como en software y en previo y todo este tipo de cosas que de primeras no las íbamos a manejar bien. Decidimos mejor darle la progresión de un año y el último single tiene que ser el que mejor suene.

Pulse aquí para leer otros artículos.